Beats & Bits | Al ritmo de Rayman Legends

Beats & Bits | Al ritmo de Rayman Legends

Un afortunado descuento me dio la oportunidad de jugar Rayman Legends, el título es maravilloso, pero su música va más allá de lo alucinante.

Fue mi pequeña la que se encargó de probar el título, estuvo un par de horas conociendo el juego, pasando los niveles y consiguiendo los innumerables items; yo iba y venía entre diligencias del hogar, por lo que no estaba prestando completa atención. Iba hacia otra habitación  cuando escuché una melodía familiar: Black Betty de los Ram Jam. Corrí a ver el origen de la canción y quedé maravillado al ver que era la de un nivel llamado Castle Rock, Rayman Legends en verdad me había sorprendido.

-¿Sabes qué canción es esa? ¡Es genial!

-Pues ha de ser del juego ¿no?

-Sí pero se llama Black Betty, es una rola de la era dorada del rock.

-Aburrido y viejo…

-¿Pero qué te pasa? ¡Si era lo máximo!

-Odio este nivel, no lo puedo pasar.

-Es porque no le has puesto atención a la música, todos los movimientos te los marca el ritmo de la canción.

Y así era como se conjuntaban  el nivel, sus elementos gráficos, las mecánicas y dinámicas de juego y hasta el más mínimo detalle para una perfecta sincronía musical. Como si pudieras ver la música, debes deslizarte por el nivel entre cressendos, staccattos y frenéticas proezas físicas. El nivel es una delicia de principio a fin, aunque difícil, uno disfruta cada nota y se deja llevar por la cadencia de la misma música, al fin y al cabo es la clave para pasar sin problemas. Lo más interesante es la versión que la gente de Ubisoft adaptó magistralmente para este nivel fiel a los cánones musicales y al estilo único de Rayman, una versión excepcional.

Una vez que vencimos Castle Rock nos sentimos frenéticos con tanta acción y música y de inmediato buscamos el siguiente nivel musical en la lista: Orchestral Chaos. Esta es una composición original menos gratificante que Castle Rock pero igual de bien hecha, las referencias visuales a instrumentos musicales y clichés de la música de situación pasan muy rápido ya que el nivel corre sin parar.

Hay un capítulo cuya temática es la referencia universal de la identidad mexicana en los videojuegos: la noche de los muertos -o día-. En los niveles encuentras toda clase de objetos típicos: esqueletos, luchadores, salsa picante, guitarras y maracas, papel picado. Igualmente la música y el diseño de audio está a tono: música de mariachi genérico, metales y guitarras y una serie de graciosas interjecciones del tipo “arriba” o “luchadores” y farfulleo en español, muy gracioso y muy bien logrado. Sin embargo lo que vuela tu cabeza es el nivel musical, Mariachi Madness, una fabulosa adaptación de Eye of the Tiger en versión mariachi.

No es mi intención aburrirles describiendo cada nivel, así que les dejaré un video con todas las pistas, les adelanto que las canciones siguientes son igualmente conocidas pero más complicadas. Si tienen la oportunidad de jugar Rayman Legends, háganlo. Desempolven ese viejo disco, revisen sus archivos olvidados en la biblioteca de juegos, o si les sobra un cambio y necesitan un pretexto, he aquí la humilde opinión de un jugador verdaderamente apantallado y complacido con tan fino tratamiento musical. Por otro lado, es bueno saber que los creadores no se olvidan de los clásicos y hacen lo que en cuestión musical hicieron Tom y Jerry: preservar la buena música y ser puente para  pasarla a las siguientes generaciones.

Tu opinión es importante para Arkadian

%d bloggers like this: